Friday, June 27, 2014

Ernesto Tamayo: talento y valor

Como saben los lectores de este blog, en marzo del año pasado escribí sobre el guitarrista cubano Ernesto Tamayo, a quien unas semanas antes le habían descubierto un tumor cerebral terminal. Los que deseen leer el artículo lo pueden hacer aquí: Ernesto Tamayo, la pieza más difícil.

Ernesto ha tocado esa pieza tan difícil con la maestría con que tocaba antes las más difíciles piezas de Leo Brouwer y las transcripciones de Scarlatti. Con la misma elegancia, con un valor inaudito. Algún día contaré en detalle el increíble coraje, la elegancia ejemplar con que ha vivido él este calvario. 

La última vez que nos vimos antes de enfermarse nos habló de su versión del Requiem de Mozart, que el huracán Sandy le impidió estrenar en la fecha acordada. Era inimaginable entonces que él lo necesitaría tan pronto. La suite de su vida, a los cuarenta y dos años, por desgracia se acerca a la coda. Ernesto está en un hospicio en Baltimore. No tiene familia en Estados Unidos. Lo acompaña un largo desfile de amigos. Sus padres deben llegar en breve desde Cuba. 

Para cubrir los gastos de ese viaje y de su funeral, tristemente cercano, Madelca Domínguez ha iniciado una recaudación de fondos. En las primeras 54 horas se han recaudado $4000.00. Deseo agradecer aquí a los lectores de este blog que generosamente donaron en la campaña del año pasado y a los que han donado en esta. Quien pueda colaborar, puede hacerlo en el enlace que les adjunto más abajo. Agradezco también a los que han dado publicidad a la campaña poniendo el enlace en sus muros de Facebook o en sus blogs. 

El enlace a la campaña que puse abajo no se ve en algunos equipos móviles. También pueden acceder al sitio de la recaudación de fondos pulsando este enlace: Recaudación de fondos para Ernesto Tamayo

Y aún más abajo les dejo un ejemplo de la gracia con que sus manos acariciaban las seis cuerdas que han definido la vida de este hombre bueno, valiente y talentoso.







Friday, June 6, 2014

Reportaje de NY1 Noticias sobre "La última casa de José Martí"


Rosarina Bretón, reportera del canal NY1 Noticias, hizo este reportaje sobre mi charla "La última casa de José Martí" el pasado 17 de mayo. La charla estuvo organizada y patrocinada por el Centro Cultural Cubano y tuvo lugar en Swing 46, un club de jazz que se halla en la casa sobre la que trataba la charla. Vaya aquí mi agradecimiento a todos los que la hicieron posible.

Les adjunto el enlace al video del reportaje así como el artículo (en azul) que apareció en el sitio web de NY1 Noticias.

Video: 

video




Cuba: Aun hay dudas sobre la última casa de José Martí

Un historiador dice que por más de 70 años, los libros de textos cubanos estaban equivocados sobre la dirección de la última casa donde vivió José Martí. Rosarina Bretón conversó con él y preparó el siguiente informe.
Todavía hay dudas, investigadores aún tratan de comprobar ¿dónde realmente vivía el que muchos llaman el libertador de Cuba José Martí durante sus últimos días de exhilio en NY?
"Era muy extraño porque en los libros de historia de Cuba por los últimos 70 años se había dicho que la casa de Gonzalo Quesada donde José Martí se quedó las últimas 3 semanas en New York, estaba en el 116 Oeste de la 64, y de pronto esta carta decía que estaba aquí", dijo Jorge Ignacio Domínguez, historiador.
"Aquí" se refiere a este sitio donde ahora se escucha Jazz, el Swing Club, en el 349 oeste de la calle 46 en Manhattan.
"Yo soy una amante de Martí pero es que me ha dejado, no por la dirección en si, que más me daba que viviera aquí o allá sino por todo lo que ha estado relacionado con los últimos días de Martí en esta casa y con esta familia", dijo una mujer.
Y es que Domínguez dice haber estudiado el epistolario martiano, además de libros y periódicos y después de recopilar datos llegó a la conclusión que la casa del Dr. Ramón Miranda de la calle 64 fue la última morada de Martí en la gran manzana.
"En esas cartas se pueden rastrear evidencias de donde estaba Martí, de donde estaban sus colaboradores, de donde estaba él pidiendo que enviaran el dinero y las importantes comunicaciones que tenía que tener con Cuba", dijo Domínguez.
El historiador presentó los resultados de sus estudios frente a los miembros del centro cultural cubano de NY, justamente desde el club de Jazz donde antes estaba la casa, dejando a muchos impresionados.
"Me pareció fascinante primero la elocuencia del exponente y segundo es importante que se mantenga viva la comunidad cubana aquí en NY", dijo un hombre.
Hay quienes difieren con esta tesis, asegurando que los libros de la historia cubana no concluyen que fue aquí donde Martí pasó sus últimos días en NY. El investigador, en cambio asegura que Luis Rodolfo Miranda, se equivocó al recordar en su libro "Reminiscencias cubanas de la guerra y la paz", redactado 40 años después de la muerte de Martí cual fue la última casa del prócer cubano antes de regresar a la Isla, el 30 de enero de 1895, para unirse a la lucha armada por la independencia Cubana de los españoles.