Monday, June 17, 2013

La ingratitud probable de los hombres

Alejandro Armengol (AA) ha publicado la pasada semana un artículo en la revista digital Cubaencuentro en el que comenta la salida de Cuba de la familia Payá-Acevedo. Se titula "Dos patrias tiene ella: Cuba y Miami", y es de esos textos que acompañan para siempre a sus autores. En él trata temas pertinentes y hace análisis necesarios, pero su artículo parece urdido en ausencia de la bondad. No dudo de que Armengol —a quien no conozco— sea un hombre de bien, pero su nombre, así como la credibilidad de Cubaencuentro, se verán lastrados por esta diatriba que parece dictada por el rencor.

En su comentario, Armengol se mofa de la esposa y la hija de Oswaldo Payá Sardiñas, el líder del Movimiento Cristiano Liberación muerto el 22 de julio de 2012, y pone en entredicho el valor y el patriotismo de ambas mujeres. Muchos de los que seguimos la noticia de la muerte de Oswaldo Payá y su larga coda quedamos conmovidos por la entereza, la dignidad y el valor con que Ofelia Acevedo y Rosa María Payá enfrentaron el acontecimiento más trágico de sus vidas. Diez meses más tarde, AA tilda a ambas de cobardes y oportunistas. Afirma, entre otras cosas, que su decisión de partir al exilio fue "una salida aprovechada y poco heroica".

Y por eso se burla de ellas con el lenguaje orillero del desprecio y las acusa de poner "los pies en polvorosa" cuando "la candela aprieta". Esa es la opinión de AA sobre Ofelia Acevedo, una ingeniera civil que jamás tuvo vocación política y que asumió por amor a Oswaldo y a Cuba una vida que pocos nos atreveríamos a abrazar. Eso opina de Rosa María Payá, una muchacha de 24 años que ha vivido toda su vida como un paria en su propio país por ser la hija de Oswaldo, y que ha demostrado una lucidez y un valor pasmosos tras la muerte de su padre. Sospecha AA que, después de 25 años de oposición en Cuba, "el traslado de los Payá obedece también a un fin económico". ¿Pensará que vivieron un cuarto de siglo de vejaciones y acoso con el objetivo de cobrar sabe Dios qué estipendio en Estados Unidos en el año 2013?

Las burlas y acusaciones de AA tienen origen en su escepticismo: afirma que él "no se traga el cuento del patriotismo estilo siglo XIX". Los patriotas de aquella época, se supone, eran intachables, pero estos de ahora no están a la altura que Armengol exige, y por eso no puede creer en ellos.

No estoy seguro de que esa falta de admiración sea culpa de los opositores actuales. También en el siglo XIX había cubanos incrédulos del patriotismo ajeno, incapaces de sentir admiración ni respeto por los que se jugaban la vida en aras de la independencia. Así lo cuenta Máximo Gómez en sus "Notas autobiógraficas" de 1894. Después de diez años peleando en la manigua, tras el Pacto del Zanjón, Gómez salió hacia Jamaica. Y allí se topó con jueces no menos implacables que Armengol. Dice Gómez:
El elemento cubano que allí había esperado largos años que le diéramos la Patria libre se sintió indignado contra todos los que combatimos 10 años sin poder conseguir el triunfo. No contento el destino con mi precaria situación, quiso agregar un nuevo suplicio a mi infortunio, pues pensando encontrar allí amigos compasivos, agradecidos y generosos que me amparasen, es por el contrario gente apasionada y de limitados alcances: vieron en mí el primer factor de la paz que concluyó una guerra a que nunca fueron ellos a ayudar, de ahí que fuese yo el blanco de su injusto encono y desprecio.
Y en sus "Recuerdos: Páginas dedicadas a mi hija Clemencia", de 1881, había dicho: "Pensaba yo que al llegar entre aquella emigración llegaría cerca de mis hermanos y juntos lloraríamos la pérdida de Cuba desgraciada y tendría derecho a alguna consideración. Pero no fue así: el desprecio y la calumnia me recibieron en la colonia inglesa."

A ese desprecio y a esas calumnias seguramente se refería Martí cuando le escribió a Gómez en septiembre de 1892 para pedirle que se pusiera al mando del Ejército Libertador. Por eso le aclara que no podía prometerle otra recompensa que no fuera "el placer del sacrificio y la ingratitud probable de los hombres".

José Martí sería también víctima de aquellos cubanos del siglo XIX que "no se tragaban el cuento del patriotismo". Basta repasar las páginas de la Mitología de Martí de Hernández Catá para recordar que lo llamaban "Capitán Araña", que ponían en duda su valor y su capacidad de sacrificio, que lo tildaban de cobarde y de interesado. Esa injuria repetida al infinito, ese mote odioso de "Capitán Araña", probablemente le hayan costado la vida. Esa calumnia recurrente fue una de las razones de su imprudente arrojo en Dos Ríos.

Casi a la media noche del 19 de mayo de 1895, cuando su cadáver entró al pueblito de Remanganaguas atado como un fardo sobre lomo de un caballo, todavía dudaban muchos en las emigraciones de su valor. Hasta que los españoles no mostraron su cadáver putrefacto en Santiago, siguieron muchos cubanos —y el New York Times— poniendo en duda que Martí siquiera estuviese en Cuba. Un mes después de su muerte, se corrió en Tampa la noticia de que lo habían visto vivo y fresco paseando por Ybor City. Aún  no podían creer algunos que el "Capitán Araña" hubiese ido a morir junto al tronco de un jobo en Dos Ríos.

El patriotismo de ahora, nos afirma AA, no es como el del siglo XIX. Parece, sin embargo, que "la ingratitud probable de los hombres" y las calumnias siguen siendo las mismas. Y es que el sacrificio extremo, que despierta la admiración de tantos, para otros es sólo un motivo de sospecha o de escarnio.

La familia Payá-Acevedo ha vivido durante un cuarto de siglo lo que Juan Pablo II en su día llamara "un martirio civil". El calvario familiar tuvo su colofón en la trágica muerte de Oswaldo el verano pasado. Cualquiera diría que ese purgatorio de casi tres décadas, y esa muerte, son más de lo que cualquier familia debe pagar por buscar el bien de su patria. Hay quienes parecen opinar que los Payá-Acevedo merecen una cuota adicional de sufrimiento y vejación. Sépase que esa obsesión inquisitorial dice más sobre el carácter de quienes la propugnan que sobre las personas contra las que va dirigida.


19 comments:

  1. NO me he leido el texto de AA, pero el tuyo es una excelente replica. Muchas gracias.

    ReplyDelete
  2. El texto AA fue lo mas desagradable que pudiese haber leido en los ultimos años contra la oposicion cubana,ni siquiera el Granma se hubiese atrevido a tanto.Lo mas cruel fue ver como mi comentario junto al de otros lectores fue borrado y no publicado.Dejando bien claro o menos claro que la redaccion de Cubaencuentro no acepta criticas cuando se trata de un tema tan delicado.Pienso lo publicaron con un interés de atraer a mas lectores con tales calumnias y confusiones. En realidad muchos como boicoteamos Cubamencuentro y no pasaremos por la web.Muchos quedamos eternamente ofendidos.Gracias a usted por estas lineas llenas de historia cubana y ciertas aclaraciones.

    ReplyDelete
  3. Se puede estar de acuerdo o no con la propuesta de Oswaldo y del MCL, pero lo que no se puede cuestionar es la entereza, la valentía, la honradez, el patriotismo de esa familia. Cdo AA y los demás críticos de café con leche tengan el valor de hacer un mínimo de lo que han hecho Oswaldo, Dagoberto Capote, Regis y tantos otros, entonces, se les podría leer. Mientras tanto, shame on them. Un abrazo desde Montevideo.

    ReplyDelete
  4. No he leído ni pienso leer el artículo de AA. Es una bajeza criticar a una familia que ha vivido sacrificadamente por el mero hecho de adelentar una idea de lo que entienden es un proyecto viable de país. Y como escribe el amigo luisc, puede uno apoyar o desprobar esa propuesta, pero criticar a estas valerosas mujeres dice mucho de las intenciones de AA y de Cubaencuentro. ¿Es acaso AA un practicante del patriotismo del s.19? Saludos.

    ReplyDelete
  5. Tersites, esta respuesta era más que necesaria. Leí el artículo de AA y no me asombré: en su haber tiene muchas calumnias parecidas a esta en el pasado.

    Como dice luisc desde Montevideo: "Se puede estar de acuerdo o no con la propuesta de Oswaldo y del MCL, pero lo que no se puede cuestionar es la entereza, la valentía, la honradez, el patriotismo de esa familia".

    ReplyDelete
  6. Y porqué no se va AA para Cuba?No he leído el artículo de marras,ni lo voy a hacer,como tampoco pierdo mi tiempo leyendo a Cubaencuentro,siempre me ha dado "mala espina"...Este tipejo es otro Zoe Valdés:envidioso,amargado y quién sabe si también parte de la parafernalia represiva del castrismo...o simplemente un descontento con su vida y quiere amargársela a los demás!Es increíble cómo se hacen conjeturas con personas que han probado un valor que ya quisieran muchos tener tan siquiera la mitad.Muy buén artículo!Saludos.

    ReplyDelete
  7. Excelente, mi muy estimado Tersites, como siempre erudito y conciso. AA, como dice mi siempre admirado y nunca bien ponderado Eufrates del Valle, ha hecho de la calumnia un negocio bastante lucrativo desde sus tiempos en El Nuevo Herald hasta hoy.

    ReplyDelete
  8. EL texto de Armengol es un excelente y desapasionado análisis. Esta respuesta, en cambio, busca construir mitos y apelar a las emociones patrioticas. Lo de siempre. Figuras intocables que uno debe de alabar porque son poco menos que santos en vida y mas en muerte. Toda esa parte sobre si Armengol sea hombre de bien o no, ¿Qué tiene que ver frente a un argumento intelectual?

    ReplyDelete
    Replies
    1. Mito? El mito lo creo Paya en Cuba recogiendo firmas, luchando por un cambio pacifico y otro monton de cosas con las que no estoy de acuerdo pero que respeto porque en los 33 anos que llevo fuera de Cuba no he tenido los pantalones de hacer. El mito lo creo esa mujer, Ofelia?, aguantandole al marido tanto patriotismo.
      Intocable? No. De eso se trata el asunto. Armegol escribio su articulo, no? Pero el que le de la gana lo puede rebatir (en este caso con algo muy concreto como es la valentia provada de esa gente que ha vivido en Cuba soportando de todo).?Por que Armegol no escribio su articulo sobre las leyes migratorias que afectan a los nuevos "exiliados cubanos" y puso de ejemplo a la familia Paya y ya? No, ahi hay algo mas, asere. El tipo armo ese rollo porque queria arrastrar a esa gente de una manera elegante, pero arrastrarla al fin y al cabo. Punto.

      Delete
    2. Jorge: No crees que un argumento desapacionado que merezca además el calificativo de excelente, debió haber implicado el ejercicio de la investighación? Sí, me refiero a indagar sobre la realidad concreta de las personas cuya decisión se critica. Informarse sinceramente sobre sus motivaciones, tensiones y dificultades. Deberíamos pensarlo dos y tres y cinco veces antes de ejercer la crítica, para que esta procure siempre ser compasiva y constructiva. Lo otro es hacer de desapacionado y excelente picapleitos. Y los pleitos pueden ser divertidos para muchos, pero suelen no ser constructivos para nadie.

      Delete
  9. ¿Argumento intelectual? Creo que AArmengol escribió el artículo con el higado.

    ReplyDelete
  10. Miguel IturraldeJune 17, 2013 at 6:31 PM

    No es idolatría, es respeto por quien lucha por construir una alternativa pacífica. Y es totalmente comprensible que el agotamiento, el dolor y la frustración hagan mella en el ánimo de un ser humano. ¿Por qué exigirles a otros lo que no estamos dispuestos a hacer? Saludos.

    ReplyDelete
  11. "Se puede estar de acuerdo o no con la propuesta de Oswaldo y del MCL, pero lo que no se puede cuestionar es la entereza, la valentía, la honradez, el patriotismo de esa familia"

    Este fragmento de comentario es lo que resume lo que p[ienso del esfuero de Payá y su familia, a la que Cuba nunca podrá pagar lo que ya han hecho. Este es uno de los pocos casos en que si no se está a favor, al menos se debe mantener el silencio para mantener la dignidad propia.

    ReplyDelete
  12. Supongo que Alejandro Armengol vive en Cuba.

    ReplyDelete
  13. La familia Payá no romperá ni tiene por qué romper con Cuba, ellos llevan a Cuba en su corazón y han hecho más por ella que ese infame artículo de AA.

    ReplyDelete
  14. Muy interesante el articulo de AA, pero muy mal enfocado. No creo que la razon por la que la familia de Osvaldo salio de Cuba sea porque ahora pueden vivir en EU y mantener su relacion con Cuba. Igualmente hubieran salido sin las nuevas leyes. No es culpa de ellos que esas leyes se encuentren ahora vigentes. Lo que si deja claro en su articulo es que no soporta a los Paya. Cualquier cosa hubiese escrito con tal de despretigiarlos. Pobre hombre... porque su rencor destruyo lo que pudo ser un analisis serio de la situacion de los nuevos exiliados cubanos y porque nadie puede vivir con tanta vilis por dentro. Buena suerte, AA. Y sea bienvenida la familia Paya. Si no hacen ninguna otra cosa por Cuba,no importa, ya hicieron mucho mas de lo que ninguno de nosotros ha estado dispuesto a hacer.

    ReplyDelete
  15. Y para colmo de males, el señorito Armengol, al parecer tambien dio la orden de no dejar a "Cheito" escribir mas comentarios en el solar de Cubanecuentro, por el solo hecho de decirle en su sitio, sin muchos rodeos, lo que pienso de ellos.
    Nada,que estan igual que el Granma. Hasta se publican articulos ellos mismos diciendo que los tienen blqueados en Cuba.!!

    ReplyDelete
  16. Interesante el articulo. Por lo cual lei el articulo de AA que dio pie a este. Me identifico mas con las opiniones de AA, aunque no dejo de reconocer las verdades historicas que comenta Tersites.

    ReplyDelete
  17. Creo que AA se paso en las opiniones vertidas sobre la familia Paya. No fue capaz de explicar de manera sencilla y con respeto la idea que origina su articulo. Opino que Armengol trata de razonar sobre la idea de refugiarse en los Estados Unidos pidiendo asilo politico (que no es nada criticable) y a la vez mantener la dualidad de la residencia en Cuba (que si es criticable). Esa misma pregunta me habia hecho despues de leer las notas de prensa donde la familia Paya habla de la posibilidad de volver a Cuba antes de los dos años segun las nuevas regulaciones migratorias de Cuba. Con todo el respeto y el merito que le reconozco a la familia Paya y sin poner en dudas su valentia y su sacrificio, esas son las declaraciones que los ponen al nivel de las tan criticadas olas migratorias de los ultimos tiempos que esperan el año y un dia para regresar a la isla despues de haber sido aceptados aqui como refugiados politicos. Eso es lo que crea el debate y es lo mismo que ha criticado el "exilio historico" hasta la saciedad, y esa es la idea del articulo de AA.
    Hay personas bien intencionadas (no creo en el concepto del patriotismo) que desean lo mejor para Cuba, pero que como seres humanos al fin tambien tienen sus errores, sus agendas personales, y no veo nada malo en ello. Todos somos humanos. Lo que si esta claro es que si uno pide refugio politico en otro pais, es desafortunado hablar al mismo tiempo de regreso al lugar donde te ostigan, vejan y acosan. ¿No lo ven ustedes de esa manera? Yo si.
    Los Paya son figuras publicas y deben tener cuidado con lo que declaran a los medios porque sus palabras pueden ser mal interpretadas. De todas formas creo que merecen el respeto de todos, especialmente de los que no hemos tenido el valor de sacrificarnos tanto.

    ReplyDelete